Mostrando entradas con la etiqueta protección solar. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta protección solar. Mostrar todas las entradas

viernes, 6 de mayo de 2016

Crema de Karanja, Pepino y Q10

Los días son más largos, tenemos más horas de luz (ya había ganas) y pasamos más tiempo al aire libre, así que como ya estaba llegando al fondo del bote de mi crema facial, he decidido hacer una para proteger mi piel del sol. Soy propensa a las manchas,  por lo que he tenido que utilizar cremas de protección. Ya he hecho anteriormente cremas con protección, pero al utilizar el óxido de zinc quedan bastante pastosas y duras. Esta ha sido un "experimento" que me ha gustado el resultado, no tiene un factor alto, es complicado saberlo en estas cremas, pero como no suelo exponerme  al sol, creo que es una crema ideal para el día a día. Cuando salga al campo o vea que me hace falta ya utilizaré una con protección alta, por ahora pruebo con esta...



El tono amarillo se lo da el aceite de karanja, originaria de la India. Tiene propiedades fotoprotectoras gracias a flavonoides como el pongamol, también es muy efectivo contra el envejecimiento de l piel, además de propiedades antimicrobianas y antivirales.
El aceite se extrae de una leguminosa, Glabra pongamia. Es rico en ácido oleico (omega 9), ácido linoleico (omega 6), vitamina E y flavonoides como el pongamol y karanjine, protectores que absorben parte de los UV.
Aceite de sésamo, un aceite que me encanta, rico en ácido linoleico (omega 6), ácido oléico (omega 9), vitamina E, sesamolina y lecitina, antioxidantes naturales y sales minerales como el selenio. Es muy penetrante lo que le hace indispensable en los masajes, Con gran poder regenerante y emoliente, mantiene la hidratación evitando descamación e irritación. Es un poderoso antioxidante y antienvejecimento que absorbe los rayos UV protegiendo la piel.
Para complementar  la protección de los rayos UV... el óxido de zinc que también tiene propiedades antibacterianas y fungicidas.
Agua de azahar y melisa, calman, suavizan y cuidan la piel.
Aloe vera, con múltiples propiedades beneficiosas para la piel: calmante, cicatrizante, hidrtante, regeneradora, purificante, astringente. 
El extracto de pepino es rico en vitaminas, oligoelementos y minerales que proporcionan hidratación y estimulan el crecimiento de las células de la piel. Es ideal para el cuidado de la piel grasa.
Y para completar los activos la coenzima Q10 un poderoso anti-radicales libres que evita el envejecimiento de la piel por oxidación.
Unas gotas de fragancia de monoi y completita.
Ha quedado una crema consistente pero suave, se extiende muy bien y aunque en un principio parece que queda la piel un poco brillante se absorbe enseguida y la piel queda radiante y sin brillos.
La foto no ha quedado muy bien, está hecha con el teléfono y el enfoque deja mucho que desear.



miércoles, 2 de julio de 2014

Tarta de fresa

Si la crema anterior es para cuidar el cuerpo "serrano" este verano, esta es para cuidar el rostro.
Una crema ligera que da una ligera protección solar al rostro. Para usar a diario como crema de día. Con aceite de macadamia, emoliente, nutritiva que evita la deshidratación. Es muy penetrante y no crea pelicula, además estimula la microcirculación local y es calmante. También proporciona una ligera protección contra la radiación UV. El aceite de coco fraccionado es también muy penetrante y mejora la penetración y disolución de los activos, en este caso el óxido de zinc.



Como activos contiene un extracto HG de fresas que hice. Tradicionalmente las fresas se han utilizado contra el acné y para eliminar las manchas del sol, gracias a sus propiedades bactericidas y vulnerarias. Además contienen múltiples vitaminas y minerales y ácidos, entre ellos el ácido salicílico.
La coenzima Q10 es un potente antioxidante con todo lo que eso conlleva: protege de los radicales libres evitando el envejecimiento y la formación de arrugas restaurando la barreta lipídica de la piel ayudando a las células a su buen funcionamiento.
También contiene óxido de zinc que además de se antibacterial y fungicida forma una película que protege de los rayos UV.
Con agua de rosas y aloe vera, que calman y protegen la piel.
Y como aroma una fragancia que le va que ni pintada: tarta charlota con fresas. Vamos que dan ganar de meter el dedito y chupar con lo bien que huele.
Ha quedado ligera, absorbe divinamente y deja la piel suave. No es que la haya hecho yo, pero me encanta. Que la que no me gusta, no me gusta y también lo digo... o no..jeejeje. Esa queda descartada o se cambia la fórmula hasta dar con la apropiada, que soy muy necia... La verdad es que no he tenido problemas ni grandes desilusiones.


Ingredientes: aceite de macadamia y coco fraccionado, agua de rosas, aloe vera, HG de fresas, coenzima Q10,  cera olivem 1000, fragancia charlota con fresas y sharomix



lunes, 2 de junio de 2014

Crema con Protección Solar

Llegada esta época del año tengo que tener especial cuidado con el sol. La verdad es que soy poco amiga del rey sol, donde esté una buena sombra. Mi cara se pone como un mapa y ya que logre eliminar algunas manchas no tengo ninguna intención de  que me salgan, así que utilizaba cremas con alta protección. Y ya que me hago el resto de cremas porque no intentar hacer una con protección que aunque no sea total o +50 al menos para el uso diario que me sirva. No tengo ninguna intención de plantarme cara al sol. 
Y probando ha resultado esta crema muy sencilla que  por no llevar no lleva ninguna aceite esencial o fragancia... aceite, agua y emulsionante.



Aunque en su fase oleosa  la característica es que probado con el filtro solar con óxido de zinc ZinClear-IM.
En este activo el óxido de zinc esta disperso en caprílico. Y además he utilizar aceite de sésamo que también tiene propiedades como filtro solar. En una piel más seca que la mía probablemente sería mejor un aceite menos seco, argán, aceite de almendras, aguacate.... 
Del resultado no me puedo quejar, me ha salido a la primera, la textura es más dura de lo normal, aunque se extiende bien y no deja halo blanco. Tengo que intentar hacer una versión más fluida, aunque la protección sería menor al estar más dispersa en agua. 
Sobre su efecto protector voy a tener que esperar a que salga el sol y me pille, aunque al igual que utilizaba las comerciales me la pongo haga o no sol.
Tampoco pretendo que sea pantalla total, pero al menos ayudará a proteger la piel del rostro.



Además tengo intención de utilizarla también en la pierna del peque, para evitar que le quede marca de la cicatriz que le quedo de la caída, que más bien parece una quemadura.